Saltar al contenido

Yoga Prenatal, Como Hacer Yoga Embarazada

Yoga prenatal

Las clases de yoga prenatal son muy populares, y cuando se combina con un ejercicio cardiovascular (como caminar), el yoga puede ser una forma ideal para las madres estar en forma.

Si estas empezando o ya tengas cierta experiencia, el yoga te puede mantener relajada, tonificar tus músculos, mejorar tu equilibrio y tu circulación durante el embarazo, todo con muy poco impacto en tus articulaciones.

El yoga también es beneficioso porque aprenderás a respirar profunda y conscientemente, lo cual será útil cuando enfrentes las demandas físicas de trabajo, nacimiento y nueva maternidad.

¿Practicar yoga durante el embarazo puede llegar a ser peligroso?

Mamá otros artículos !aprende mucho más¡

Una de las preguntas más importantes es, sin duda, si el yoga en el embarazo es “peligroso” para ti como embarazada y para el bebé que esta por nacer. El hecho es que el yoga no es un deporte en sí mismo y, por lo tanto, generalmente no implica ningún riesgo físico serio. En principio, el yoga se considera como una forma de meditación y se usa principalmente para la relajación.

No obstante, hay algunos ejercicios de yoga que son físicamente exigentes, ya que muchos músculos de diferentes partes del cuerpo se estiran demasiado. Estos incluyen, por ejemplo, ejercicios como “el perro que mira hacia abajo” o “la grulla” o “el cuervo”.

Tales ejercicios deben evitarse debido a posibles consecuencias para tu salud o la de tu bebé. En cambio, como yogui embarazada, deberías hacer ejercicios más ligeros y menos exigentes físicamente, como el paseo en camello o el saludo al sol.

Al hacerlo, seguramente encontrarás tanta relajación en tu abdomen como con los otros ejercicios que normalmente realiza en el estado de no embarazo. En general, tiene sentido consultar con tu ginecólogo antes de asistir a clases de yoga y determinar si puedes realizar ejercicios de yoga livianos sin riesgo para ti o tu bebé.

¿Por qué es beneficioso el yoga durante el embarazo?

yoga prenatal

Yoga y embarazo: eso suena incompatible para muchos, sin embargo, como lo han establecido los médicos, el yoga fácil puede ser beneficioso para la salud de la mujer embarazada y su hijo.

El yoga puede ser beneficioso porque no es solo un entrenamiento físico de las articulaciones y los músculos, sino también un método de relajación meditativa para el cuerpo, el alma y la mente por igual. Cuando haces yoga, ya sea que estés embarazada o no, de la manera correcta, estas ejercitando tu abdomen lo cual es bueno para cualquier caso.

Tu instructor de yoga o tu profesor, sin duda te puede mostrar muchos ejercicios diferentes. A veces las parteras también saben qué ejercicios de yoga son mejores para las mujeres embarazadas. Lo mejor que puedes hacer es preguntar, para que puedas practicar estando embarazada y con la conciencia tranquila.

¿Cómo y cuánto tiempo puedes practicar yoga en el embarazo?

Lo mejor es practicar yoga cuando creas conveniente, sin estrés y sin estar bajo presión. Porque entonces cumples exactamente el principio del yoga, es decir, encontrar tu paz interior a través de la meditación, y relajar de la mejor manera posible tu alma y tu cuerpo.

Siempre se debe cumplir con esta premisa como yogui, ya sea que estés embarazada o no. Un embarazo tiene sus altibajos que deberías considerar durante tu entrenamiento de yoga.

El yoga puede ser una forma de relajarte y concentrarte. Sin embargo, si tiene dolor físico que dura mucho tiempo y tiende aumentar, entonces no podrá concentrarse en el yoga. En su lugar, debe consultar a un médico para aclarar tu dolor y encontrar una solución rápidamente.

A que debes prestar atención cuanto practicas posturas de yoga embarazada

  • ¡No estires demasiado! Los músculos, el tejido conectivo, los ligamentos y los tendones son más blandos durante el embarazo y tu eres particularmente flexible y elástica. Asegúrate de no ir a las posiciones finales, porque estirar los ligamentos de las articulaciones no tiene sentido.
  • Evita giros fuertes! Los giros pueden ejercer presión sobre los órganos, lo cual no se recomienda en el embarazo y puede causar dolores de parto.
  • Evita ejercicios de yoga demasiado exigentes
  • Evita saltos y caídas.
  • Presta atención a la respiración: la respiración rápida es contraproducente. En cambio, puede comenzar a practicar la respiración al iniciar en el yoga: lenta, incluso respirar es lo mejor. Además, asegúrate de tener un suministro adecuado de oxígeno.
  • No te acuestes boca abajo. Especialmente si el primer tercio del embarazo ha terminado y tu estómago ya tiene un cierto tamaño.

¿Cómo el yoga puede ayudar a las mujeres embarazadas en la preparación para el parto?

yoga prenatal

El yoga puede contribuir al éxito de un embarazo feliz. El yoga también puede ayudar a tolerar mejor la tensión emocional y física durante el parto. A nivel físico, el yoga suave y apropiado apoya y armoniza todas las funciones y procesos corporales.

Los ejercicios para hacer que el área pélvica sea más flexible son especialmente buenos para la preparación del parto. Aquí hay más razones por las que el yoga es bueno para ti .

También es beneficioso aprender la respiración larga y profunda, y la capacidad de relajarse (llamado Yoga Pranayama ). ¡Un factor importante para un nacimiento suave! En el lado emocional, el yoga apoya la mente, el cuerpo y el alma, ayudando al embarazo a ser más equilibrado. El yoga prenatal fortalece la autoestima, y ​​puede reducir el temor al parto.

¿En qué se diferencia el yoga para las mujeres embarazadas del yoga “normal”?

En el yoga prenatal, los ejercicios se adaptan a la futura madre y ya no se trata de ir más allá de sus límites, perseverar o llegar a posiciones nuevas y difíciles, sino llegar tan lejos como tranquilizante, agradable y relajante para la madre y su bebé.
El vientre siempre se mantiene suelto y nunca se tensa. Eso significa también que los ejercicios abdominales se omiten deliberadamente para no ejercer presión sobre el bebé.

Los giros se practican específicamente en la parte superior del cuerpo y no en la región lumbar, para no causar ninguna restricción para el bebé. Las revoluciones, como el soporte para los hombros y la cabeza, son muy importantes para mantener la circulación y, en general, solo las realizan madres experimentadas de yoga. Las principiantes pueden almacenar sus piernas en la pared (Viparita Karani).

Como una mujer embarazada es “más flexible” con la hormona relaxina adicional, es posible sobreestirar, especialmente en el área de la cadera y la pierna, así que no aconsejo permanecer demasiado tiempo en las posiciones y escuchar el cuerpo.

¿Qué tan importante es la meditación durante el embarazo?

Aconsejo especialmente meditar diariamente durante el embarazo, solo 5 minutos. La meditación no solo da fuerza y ​​paz, sino que las respuestas a menudo también abren preguntas. Esto crea relación gran espacio interior y ofrece la oportunidad de conectarse con algo más alto que puede permitirse una gran ayuda durante el parto.

¿Qué papel juega la respiración?

yoga prenatal

El mayor activo es la conciencia y la práctica de la respiración, para mí esta es la práctica prioritaria número uno. Al final, es la respiración que la madre lleva a través del nacimiento, como una ola para el surfista.

La respiración ofrece distracción, profundización y conexión. Además de la yoga de respiración profunda también proporciona ejercicios muy específicos de respiración (pranayama), como Nadi Shodana (la respiración a dos) y Brahmari (zumba como una abeja), que no sólo suministra con el prana, sino también asegura a nivel interno, el equilibrio de la mujer embarazada y la fortalece.

¿Cuándo NO deberías hacer yoga?

Siempre aconsejo la práctica de yoga planificada con el médico antes, si es realmente buena en casos individuales, porque definitivamente hay casos y excepciones, donde el yoga y ciertas asanas no son apropiadas, como:
• Si el cuello uterino ya está abierto
• En caso de ciertos problemas cardíacos, pulmonares y de presión arterial
• En caso de sospecha de nacimiento prematuro o una placenta profunda
• En anemia severa y hemorragia

Por favor, abstenerse de yoga caliente durante el embarazo!

Ejercicios de yoga prenatal, primer trimestre

Puede hacer la mayoría de los ejercicios de yoga habituales relativamente intactos en el primer trimestre, siempre que tu médico confirme que puede practicar deportes ligeros y yoga de forma segura desde el punto de vista de la salud. En este video puedes ver qué ejercicios de yoga son los mejores para el primer trimestre.

Ejercicios de yoga prenatal, segundo trimestre

En el segundo trimestre, tu embarazo es más estable, ya que se minimiza el riesgo de aborto involuntario, y puede hacer algunos ejercicios de yoga ejrcitando un poco tu abdomen, pero aún con confianza. Aquí, en este video, aprenderás a practicar yoga en el segundo trimestre. ¿Por qué no intentarlo?

Ejercicios de yoga prenatal, tercer trimestre

El abdomen del embarazo, por supuesto, en el tercer semestre ya no se pasa por alto y también puede ser un obstáculo en algunos ejercicios de yoga. Sin embargo, hay algunas variaciones entre los ejercicios de yoga que se pueden practicar con un vientre más grande. ¡Pruébalo!

Recuerda siempre practicar estos ejercicios asesorada por un experto o médico, para que no vallas a tener compilaciones inesperadas. 🙂

Créditos de la imagen:
Embarazada, joven, mujer, prenatal, yoga, héroe, pose, Virasana
Yoga prenatal, pose de Mulabandhasana
Mujer embarazada sentada en el suelo
Mujeres embarazadas haciendo yoga prenatal. Curvatura en la pose de Janu Sirsasana

Créditos de la imagen destacada:
Mujeres embarazadas haciendo yoga prenatal. Curvatura en la pose de Janu Sirsasana

Yoga Prenatal, Como Hacer Yoga Embarazada
5 (100%) 1 vote